Recetas de Cocina

Espaguetis a la putanesca, una salsa atrevida

Los espaguetis o cualquier otro tipo de pasta es un plato que gusta a casi todo el mundo. Lo más habitual es acompañarla con salsa de tomate, boloñesa o carbonara, yo os voy a dar una receta de una salsa menos conocida para aliñar la pasta, la salsa putanesca. Esta salsa es de origen napolitano, según dicen es la que preparaban las mujeres que trabajaban por la noche y cuando llegaban a casa tenían pocos ingredientes frescos para hacer la comida para sus hijos, por lo que utilizaban lo  que tenían en la despensa: anchoas, aceitunas, hierbas aromáticas y tomates frescos o secos.

Ingredientes:

  • 1 kilo de tomates maduros tipo pera (si tenéis tomates secos también son ideales para este plato)
  • 8 anchoas de buena calidad (las de Santoña son insuperables)
  • 1 lata de aceitunas negras (las mejores son las de Kalamata pero vale cualquiera que sea buena)
  • 1/2 lata de aceitunas verdes
  • 2 cucharadas de alcaparras
  • 4 dientes de ajo
  • Albahaca, perejil y tomillo
  • 3 guindillas rojas
  • Aceite
  • Espaguetis (merece la pena usar pasta fresca)

Elaboración:

Poner una sartén al fuego con cuatro cucharadas de aceite. Cuando este templado echar los ajos cortados en trozos pequeños. Dejar que se hagan un poquito, añadir las anchoas y aplastarlas con una cuchara de madera.

Aplastar las anchoas para sacar todo su sabor y se conviertan en una pasta
Aplastar las anchoas para sacar todo su sabor y se conviertan en una pasta

Es el momento de incorporar las guindillas en trocitos, sofreir un poco, echar los tomates cortados en dados pequeños y las hierbas aromáticas picadas.

El tomate con las hierbas aromáticas.
El tomate con las hierbas aromáticas.

Dejar que se hagan durante unos 5 minutos, añadir las alcaparras y las aceitunas verdes y negras cortadas en rodajas. Dejar a fuego suave, removiendo de vez en cuando, durante unos 20 minutos. No echéis sal porque suele ser suficiente con el que tienen las anchoas y las aceitunas, una vez finalizada la salsa, probad y si es necesario añadís un poquito.

Dejar que la salsa se vaya haciendo a fuego suave, los ingredientes irán mezclando todos sus aromas y sabores
Dejar que la salsa se vaya haciendo a fuego suave, los ingredientes irán mezclando todos sus aromas y sabores típicos de la putanesca

Mientras se termina de hacer la salsa, cocemos la pasta. Imagino que todos sabéis como hacerlo pero por si hay algún despistado, apuntaré que nunca echéis aceite al agua de hervir la pasta, solamente sal y una vez cocida (siguiendo el tiempo de cocción que indique el fabricante) escurrid bien y añadid un chorrito de aceite para que no se pegue.

Cuando la salsa esté lista incorporamos la pasta, removemos bien y listo para degustar un plato con un montón de sensaciones. Os llamará la atención como se combinan los distintos sabores, el picante de la guindilla, el inconfundible de las aceitunas y las alcaparras, la frescura del tomate y las hierbas… una concentración típicamente mediterranea.

Un buen vino tinto y un gran pedazo de pan son el mejor acompañamiento.

La pasta con una salsa que no deja indiferente
La pasta con una salsa putanesca que no deja indiferente

Espero que disfrutéis de estos espaguetis a la putanesca tanto como lo han hecho en mi casa

Tiempo: 35 minutos

Dificultad: Baja

 

Deja un comentario